Desde Septiembre de 2008 dedicado a las formas progresivas de la EM

IR A
PÁGINA DE INICIO


domingo, 12 de diciembre de 2010

CONVIVIR CON LA ESCLEROSIS MÚLTIPLE

Virgínia Mercadal Moreno.Psicóloga.

Sin duda, la Esclerosis múltiple (EM) no pone a prueba únicamente a la persona afectada, sino que todo el núcleo familiar sufre, y de hecho, debe sufrir un cambio para hacerle frente óptimamente.

Tanto para el enfermo como para los familiares, el diagnóstico de una enfermedad crónica, sobre todo si su evolución es incierta y variable como ocurre en la EM, precisa la modificación constante de los proyectos de todos los componentes del núcleo familiar e ir estableciendo continuamente nuevos objetivos y, modificar los roles familiares y sociales establecidos antes del diagnóstico.

Para enfrentarse de forma favorable a la EM, el familiar deberá tener en cuenta dos aspectos :

Utilizar los Recursos Personales (capacidad de control del estrés y capacidad de resolución de problemas):

El estrés es una respuesta corporal, no específica que se produce ante cualquier demanda. Contrariamente a la connotación negativa que en la población general se le da, al hablar de estrés, éste no es necesariamente un concepto negativo puesto que, es necesario un cierto nivel de estrés para que el organismo se movilice para defenderse y un nivel algo más alto para que esa activación se mantenga. Ahora bien, el efecto nocivo comienza cuando la demanda es percibida como excesiva para el organismo. Es entonces, cuando la capacidad para resistir se colapsa y el sistema fracasa. Es decir, es cuando una persona se siente desbordada por la situación.

Algunas recomendaciones para combatir el estrés:

1- Constrúyase su propio horario en el que se incluya: horario adecuado de sueño y descanso, comidas, trabajo, ocio , tiempo libre y deporte. Es importantísimo que disponga de tiempo para cada actividad.

2- Haga una lista de cosas que puedan contribuir a su propia satisfacción personal e inclúyalas en su horario, al menos las más significativas.

3- Plantéese una meta en el ámbito sentimental, profesional y/o social y establezca los pasos a seguir para llegar a ella. Una meta es algo que desea hacer o conseguir, es un resultado que quiere obtener. Para ello, la meta debe ser SINCERA (que realmente quiera hacerla), PERSONAL (no impuesta por otra persona), REALISTA (que pueda realizarse en un periodo relativamente corto de tiempo), DIVISIBLE (necesario varios pasos para conseguirla), y MEDIBLE (que pueda comprobar lo que ha logrado y lo que falta por hacer).

4- Aprenda a decir “NO” a las demandas del entorno que puedan desestabilizarle sus planes. Usted es quien debe marcar sus propias prioridades e intereses en su propia vida.

5- Aprenda técnicas de relajación con el profesional especializado.

6- Si se siente desbordado por la situación que está viviendo y encuentra dificultades para combatir el estrés, recurrir al especialista puede resultarle de gran ayuda.

Algunas recomendaciones para la resolución de problemas:

1- En primer lugar, es conveniente identificar el/los problema/s y escribirlo/s en un papel.

2- En segundo lugar, elaborar una lista de posibles soluciones.

3- A continuación, escoger la mejor solución según su propio criterio.

4- Posteriormente, marcar los pasos intermedios para llegar a la solución elegida.

5- Finalmente, poner en práctica lo meditado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario